logo

Albacete: 967 247 100-Ext.411 // Villarrobledo: 967 967 142 037

Albacete: Plaza del Madroño 11 // Villarrobledo: Senda Molinera 2

  • Experiencia

    Somos un equipo de profesionales con una larga trayectoria.

  • Profesionalidad

    Estamos especializados en la cirugía endocrina y metabólica.

  • Resultados

    Utilizamos técnicas innovadoras y científicamente contrastadas.

  • Técnicas

    Somos especialistas en cirugía por laparoscopia.

Cirugía Endocrino, Metabólica y de la Obesidad de Albacete

CEMOA pone al servicio de la salud de sus pacientes la amplia experiencia de su equipo médico y su especialización en el tratamiento quirúrgico de las distintas enfermedades endocrino-metabólicas, la obesidad mórbida y otras patologías

Sobre nuestros doctores

Tenemos grandes especialistas tanto en la cirugía general como en la de la obesidad mórbida y de las enfermedades endocrino-metabólicas.

Acumulamos un larga trayectoria en estos campos y una dilatada experiencia formativa.
Nuestros especialistas

Técnicas quirúrgicas

Las técnicas quirúrgicas principales que aplicamos en el campo de la cirugía de la obesidad son las siguientes:

Más información

Contacta para una cita

Nos tiene a su disposición en los canales siguientes:

O use nuestro formulario. Contactaremos con usted lo antes posible!

Contacto

¿Qué somos?

Somos un grupo de cirujanos especialistas en Cirugía General y del Aparato Digestivo con amplia experiencia profesional y con especial dedicación al tratamiento quirúrgico de las enfermedades endocrino-metabólicas y de la obesidad mórbida

Expertos Médicos

En CEMOA (Cirugía Endocrino-Metabólica de Albacete) creemos que tanto las enfermedades endocrino-metabólicas como la obesidad mórbida suponen un factor limitante de la expectativa de vida y de integración social.

Dedicamos nuestros esfuerzos profesionales a una constante actualización y perfeccionamiento de nuestras técnicas para que nuestras intervenciones quirúrgicas sean siempre las más idóneas para cada paciente, minimizando al máximo las complicaciones y procurando una rehabilitación rápida y satisfactoria para su calidad de vida.

Más

¿Quiénes somos?

Cuatro cirujanos especialistas que conformamos un gran equipo para el que aportamos nuestra amplia experiencia en el campo de la cirugía endocrino-metabólica, de la obesidad mórbida, la cirugía general y del aparato digestivo

Cirugía de la Obesidad

La Obesidad

La Organización Mundial de la Salud define la obesidad como el acumulo excesivo de energía en forma de grasa, que tiene efectos adversos en la salud y en la duración de la vida. La evaluación del exceso de peso se realiza mediante el índice de masa corporal (IMC), que correlaciona el peso con la altura. El sobrepeso se define como un IMC entre 30 y 35 Kg./m². La obesidad se define como un IMC superior a 30 Kg./m². Y la obesidad mórbida se define como un IMC superior a 40 Kg./m².

Riesgos de la Obesidad

La obesidad además de disminuir la calidad de vida y de afectar al nivel de autoestima del individuo para sus relaciones sociales, asocia también una serie de enfermedades que ponen en riesgo importante la vida del paciente.
Las enfermedades más comúnmente asociadas son las enfermedades cardiovasculares, hipertensión, diabetes, patologías óseas y articulares, insuficiencia respiratoria, apnea del sueño, reflujo gastroesofágico, trastornos endocrinos y reproductores, entre otras.

La Cirugía de la Obesidad

La cirugía de la obesidad o bariátrica son un conjunto de técnicas y procedimientos quirúrgicos técnicamente complejos que tienen como objetivo reducir la ingesta de alimentos (componente restrictivo) o reducir la capacidad de absorción de los alimentos en el paciente (componente malabsortivo).

Su éxito y mantenimiento a lo largo del tiempo implica además la adopción por parte del paciente ya operado de una dieta adecuada y de hábitos de vida saludables. La cirugía está indicada sólo en aquellos pacientes con obesidad mórbida con IMC superiores a 40 Kg./m², o bien para aquellos afectos de obesidad grave (IMC>35 Kg./m²) y con enfermedades asociadas.

Técnicas

Pueden ser restrictivas o mixtas (componente restrictivo y malabsortivo).

Gastrectomía tubular o Manga gástrica laparocópica

lightbox

La Gastrectomía tubular es una de las técnicas más idóneas para el tratamiento de pacientes obesos en los que las dietas no son efectivas para una pérdida de peso óptima. Es un procedimiento quirúrgico que consiste en extirpar aproximadamente el 80% del volumen del estómago. Se realiza una resección longitudinal del estomago y se deja un estomago en forma de tubo que representa aproximadamente unos 150-200cc, disminuyendo a un 8%-12% el total de su capacidad y preservando su funcionamiento digestivo normal.
La pérdida de peso se consigue por la reducción tan importante que se realiza en el volumen del estómago, disminuyendo de forma sustancial la cantidad de alimento que puede almacenar. Se trata por tanto de una cirugía restrictiva.
Esta técnica quirúrgica se realiza mediante laparoscopia, lo que permite no tener que abrir el abdomen y reducir de forma muy sensible el tiempo del postoperatorio del paciente.

Bypass gástrico laparoscópico

lightbox

El bypass gástrico laparoscópico consigue la reducción de peso mediante la construcción de un estómago con una capacidad muy reducida (20-50 cc) y la realización de un cruce en el intestino delgado, que permite utilizar un 60% de éste para la digestión y absorción del alimento.
Este procedimiento asocia un componente restrictivo y otro malabsortivo, por lo que se trata de una técnica mixta.
El abordaje laparoscópico en el Bypass gástrico permite reducir el tiempo del postoperatorio y es una técnica con un bajo índice de riesgos y de fracasos, que permite reducir una gran cantidad de peso

Cruce duodenal laparoscópico

lightbox

El cruce duodenal por laparoscopia es una técnica compleja, avanzada y posible para el tratamiento de la obesidad mórbida.
Este procedimiento tiene dos componentes, uno restrictivo y otro malabsortivo.
En primer lugar, se construye una gastrectomía vertical mediante la extirpación de aproximadamente el 80% del estómago. En segundo lugar se realiza un cruce en el intestino delgado a la altura del duodeno para que se aproveche aproximadamente el 50% del mismo para la digestión y absorción de los alimentos.
Se considera una técnica mixta pero con mayor componente malabsortivo que el Bypass gástrico.
Esta indicado en pacientes con obesidad mórbida muy severa (IMC superiores a 50).



Cirugía Metabólica

Diabetes Tipo 2

La diabetes tipo 2 representa el 90-95% de todos los casos de diabetes, y es una enfermedad crónica con carácter epidémico que supone, junto con la obesidad, un grave problema de salud pública.
La cirugía metabólica consiste en la utilización de técnicas de cirugía de la obesidad modificadas para tratar a pacientes con diabetes tipo II muy severa y mal controlada con los tratamientos médicos habituales.
La cirugía bariátrica constituye no solo la única alternativa terapéutica para los pacientes con obesidad mórbida, sino que también es el procedimiento que hasta ahora ha demostrado mejores resultados en cuanto a la mejoría o remisión de la diabetes mellitus tipo 2 en las personas con IMC superior a 35 Kg./m². La cirugía bariátrica es el único tratamiento que ha conseguido cambiar la evolución de la diabetes tipo 2, dejando de ser una enfermedad crónica.
El tratamiento de los pacientes diabéticos, al igual que se hace con los pacientes con obesidad mórbida, debe realizarse de forma multidisciplinar.
Por el momento, tanto la Federación Internacional de Diabetes como la Sociedad Española de Cirugía de la Obesidad y de las Enfermedades Metabólicas aconsejan considerar la cirugía metabólica en pacientes con diabetes tipo II y con IMC superior a 30 Kg./m² e indicarla abiertamente en pacientes con IMC superior 35 Kg./m².

Indicaciones

A) Pacientes con diabetes tipo 2 e IMC superior a 35 Kg./m² de manera similar a la cirugía bariátrica.
B) Pacientes con diabetes tipo 2 e IMC entre 30 y 35 Kg./m² con menos de 10 años de evolución, con edades comprendidas entre 18 y 60 años, mal control de la enfermedad con tratamiento médico, hemoglobina glicosidada mayor de 7, con suficiente reserva pancreática y anticuerpos Anti-GAD negativos.

Técnica

Bypass duodeno-ileal con una sola anastomosis con gastrectomía vertical (SADI-S 250) laparoscópico.
Se trata de una técnica de cirugía bariátrica mediante acceso laparoscópico que asocia una reducción gástrica (gastroplastia tubular) y un cruce intestinal a nivel del duodeno con una única sutura intestinal.


Cirugía Endocrina

  • Cirugía de enfermedades benignas y malignas del tiroides.
  • Cirugía de las glándulas paratiroides.
  • Cirugía de las glándulas suprarrenales.

Cirugía General y Digestiva

  • Evaluación y Cirugía de lesiones de partes blandas con anestesia local.
  • Cirugía laparoscópica de la hernia de hiato y del reflujo gastroesofágico.
  • Cirugía de enfermedades benignas y malignas de esófago y estómago.
  • Cirugía del hígado, vesícula y via biliar.
  • Revisión, Diagnóstico, Seguimiento y Cirugía de lesiones benignas y malignas de la mama.
  • Cirugía de las hernias de la pared abdominal.
  • Cirugía de enfermedades benignas y malignas de Colon y Recto.
  • Proctología (hemorroides, fístulas perianales, fisuras, etc.).

Preguntas Frecuentes

1. ¿Cuál es la operación recomendada?

La operación indicada debe ser comentada específicamente con el especialista. La indicación variará en función de factores como el peso, enfermedades asociadas, la edad o los hábitos alimentarios, entre otros.

2. ¿Cómo se realiza?

Las técnicas de cirugía de obesidad descritas se realizan habitualmente por medio de acceso laparoscópico con 4-5 incisiones de 1cm. o menos.

3. ¿Cómo se pierde peso?

En las operaciones restrictivas reduciendo la cantidad de comida que se puede ingerir, porque el estómago es más pequeño y se llena enseguida. Al comer menos se pierde peso. En las operaciones mixtas (restrictivas y malabsortivas) se deja además un segmento de intestino delgado excluido para el paso de la comida, por lo que existe menos superficie para digerir y absorber los alimentos.

4. ¿Tiene riesgos la operación?

Toda cirugía tiene riesgo y la cirugía de la obesidad, no es una excepción. Sin embargo, los riesgos de la operación son mucho menores que los de la obesidad mórbida sin tratar.

5. ¿Cuánto tiempo tarda la operación?

Depende de cada individuo y la técnica utilizada. Habitualmente puede variar en 2 y 4 horas. De todos modos, todo este tiempo los pacientes están dormidos y no notan nada.

6. ¿Cuánto tiempo estaré en el hospital?

La estancia hospitalaria dependerá de la operación realizada. Generalmente oscila entre 3 y 7 días.

7. ¿Cuándo puedo volver a la vida normal?

La reincorporación a la vida normal oscila entre 2 y 4 semanas tras la operación.

8. ¿Tendré que seguir una dieta después de la operación?

Después de la operación hay que pasar de forma progresiva de una dieta líquida a una dieta sólida, haciendo un cambio de textura de los alimentos ingeridos. Al cabo de tres meses hay que comer cinco veces al día, poca cantidad y masticando muy bien. No se recomienda ingerir alcohol ni bebidas con azúcares.

9. ¿Con qué ritmo se pierde peso?

Depende de cada persona y del tipo de operación. La pérdida de peso también es variable en el tiempo y en función de cada individuo. También hay factores externos como la actividad física, el estado emocional, que pueden influenciar la velocidad a la que se va perdiendo el peso.

10. ¿Qué porcentaje de éxito tiene esta cirugía?

Depende del individuo y la técnica utilizada. Con ninguna intervención se obtiene un éxito del 100% en todos los pacientes. A medio y largo plazo el éxito de la intervención depende de cada uno más que de la cirugía, si se mantienen unos hábitos dietéticos y de vida activa y sana, los resultados serán mejores. Algunos pacientes necesitan reoperaciones si al comer continuamente “rompen” la línea de grapas o hacen que su estómago se dilate.

Noticias y Novedades

Nuestra zona de publicaciones, noticias y actualizaciones de interés en el campo de la obesidad y el metabolismo

Éxito de la primera operación en Albacete de reducción de estómago en un enfermo renal

On 14/07/2013

By

emilio garcia 2

Información de Ariana García, para La Verdad de Albacete

17 de febrero de 2012

José María Mendoza, enfermo de insuficiencia renal y obesidad mórbida, se ha sometido a la primera intervención de reducción de estómago realizada en el Hospital Universitario de Albacete en pacientes de estas características.

Con esta intervención de cirugía bariátrica, Mendoza conseguirá perder los 40 kilos necesarios para obtener un trasplante de riñón, siendo este el primer motivo que lo llevó a operarse. El paciente, de 53 años de edad, presentaba un peso de 140 kilos antes de la operación. En la actualidad, a penas dos semanas más tarde, José María Mendoza ha reducido su peso en 5 kilos. La intervención quirúrgica, de cuatros horas de duración, fue realizada con éxito por el cirujano y jefe de sección de Cirugía General, Emilio García Blázquez, en el Hospital Universitario de Albacete. Y es que, aunque la lista de espera para este tipo de operación es de unos 5 años, Mendoza tuvo que esperar tan solo seis meses debido a su insuficiencia renal.
Pruebas
De esta manera, Mendoza fue sometido a pruebas psicológicas, endocrinas y nutricionales antes de esta operación, gracias a la que ahora espera un transplante de riñón. En un año y coincidiendo con los meses que deben pasar entre una intervención y otra, los especialistas prevén que el paciente pierda unos 60 kilos, por lo que el transplante de riñón puede llegar en cuestión de meses.
José María Mendoza es padre de cinco hijos y abuelo de dos nietos. Ahora, tres días después de ser dado de alta, cuenta a este diario que su vida ya ha empezado a cambiar. «Así no se puede hacer vida normal», asegura este padre de familia que aunque vive en un primer piso, sufre cuando sube las escaleras de su casa y se fatiga al andar.
Aunque todavía es pronto, Mendoza ya nota el cambio, y tanto es así que cuenta emocionado cómo en estos primeros días ya ha tenido que estrechar el cinturón. Y es que, «la diálisis desgasta», explica un hombre esperanzado y confiado en que la espera para el transplante renal sea corta ya que «cada vez se producen más trasplantes porque hay más personas concienciadas».
Dieta estricta
Tras, la intervención, para perder los 40 kilos que le sobran y además de los tratamientos de diálisis, el paciente, debe llevar una dieta estricta durante dos meses. Así, estará un primer mes tomando caldos, y otros treinta días aproximadamente, purés.
Más tarde, aunque podrá ingerir alimentos más variados, seguirá manteniendo una alimentación cuidada.
Con todo esto, José María Mendoza se siente muy agradecido por esta intervención que le abre camino hacia lo que será su nueva vida.

El CHUA ha intervenido unos 250 pacientes con obesidad mórbida

On 14/07/2013

By

Emilio  Garcia

Información de Teresa Roldán, para La Tribuna de Albacete

02 de enero de 2013

Es cierto que la crisis económica y la necesidad de priorizar en otro tipo de patologías más urgentes, como las de tipo oncológico, ha motivado que el pasado año se hayan realizado menos intervenciones de cirugía bariátrica en el Complejo Hospitalario Universitario de Albacete, pero en ningún caso, como asegura el cirujano responsable de la Unidad, Emilio García Blázquez, se ha eliminado este tipo de cirugía para acabar con los problemas de obesidad mórbida de la cartera de servicios del Sescam, ni se va a suprimir el próximo año.

Así de rotundo se mostraba el doctor García Blázquez ante los rumores que apuntaban a la supresión de las intervenciones de cirugía bariátrica en el CHUA.
De hecho, desde el año 2003 que funciona en el CHUA la Unidad de Cirugía Bariátrica son 250 los pacientes intervenidos, de los cuales la totalidad de los operados desde el 2009 lo fueron con cirugía laparoscópica.
El doctor Emilio García Blázquez recordó que tres son las técnicas que se emplean en el Complejo Hospitalario de Albacete para abordar los problemas de obesidad mórbida: la gastrectomía tubular, técnica restrictiva indicada para cierto tipo de pacientes jóvenes que están en un rango de obesidad con un IMC (índice de masa corporal) de alrededor de 40 y en pacientes mayores  (de entre 56 y 60 años) que no necesitan de otro tipo de técnicas más complicadas para no crear una mala absorción, así como también se emplea en pacientes con mucho riesgo quirúrgico;el bypass gástrico, para pacientes obesos mórbidos a partir de un IMC de 45 y pacientes con problemas de reflujo gastroensofágico; y el cruce duodenal, para pacientes con obesidad con un IMCmayor de 50 y que necesiten completar con una técnica de mala absorción. García Blázquez precisó que la primera de las técnicas es la última que se incorporó, concretamente hace seis años, y los resultados obtenidos son mejor de lo esperado.

Calcula tu peso ideal

En este formulario podrás hacerlo, rellena los campos


CALCULO DEL PESO IDEAL IMC (Indice de Masa Corporal)

Peso en kg.:

Altura en cm.:



IMC:


Leyenda:

Contacte con Nosotros

Gracias por buscarnos. Esperamos no defraudarle

Dirección